Si hubiera un premio Nobel del fascismo Trump lo ganaría




Gabriel Laesprella

Sociólogo uruguayo
para @CorreodelAlba


Entrevista a Nora Castro, dirigente política uruguaya del Frente en Movimiento, grupo político que integra el Frente Amplio (FA) de Uruguay.

Nora Castro es una mujer de espíritu inquieto y juvenil, que a sus setenta años suma una larga trayectoria de militancia social y política. Es maestra de profesión y profesora graduada de Ciencias de la Educación, en el Instituto de Profesores Artigas (IPA), también cursó estudios en la Facultad de Humanidades perteneciente a la Universidad de La República.

En los años sesenta fue militante gremial en el colegio secundario, etapa en la que conoció a Raúl Sendic (padre), líder histórico del Movimiento de Liberación Nacional Tupamaros (MLN), el conocido grupo guerrillero que operó en Uruguay durante la década de los ‘70.

Fue una activa militante de la resistencia popular en tiempos de dictadura y ayudó incondicionalmente a madres y abuelas de detenidos-desaparecidas por el gobierno de facto. Además integró el Movimiento 26 de Marzo, uno de los grupos fundadores del Frente Amplio, en 1971.

En 1989 Castro pasa a formar parte del Movimiento de Participación Popular (MPP), organización que también ingresa al Frente Amplio y del que procede el ex presidente José Mujica, tras la vuelta de la democracia.

Durante dos períodos consecutivos, desde el año 2000 al 2010, fue diputada de la República, momento en que se convirtió en la primer mujer en ser presidenta de la Cámara de Representantes, en 2005. Además integró la bancada femenina de la Cámara de Diputados.

En su larga trayectoria también fue consejera del Consejo Directivo Central (CODICEN), de la Administración Nacional de Educación Pública, y representante de Uruguay en el Eurolat, como presidenta de la Comisión de Asuntos Sociales.

Entre 2007 a 2009 fue secretaria de Relaciones Interinstitucionales en el Consejo Directivo del Parlatino, luego, entre febrero de 2009 y julio de 2010, fue presidenta del Instituto del Niño y del Adolescente Uruguayo (INAU).

En relación a la organizaciones políticas a las que perteneció, cabe señalar que en 2007 se aleja del MPP y se convierte en una de las fundadoras de la Corriente de Acción y Pensamiento-Libertad (CAP-L), también dentro del FA. Finalmente, en 2014, se escinde del CAP-L y crea desde la misma estructura del FA el grupo Frente en Movimiento.

Castro nos concedió la entrevista en un lugar icónico de la capital uruguaya, en la legendaria Plaza Libertad, también llamada Cagancha, ubicada en la principal arteria de Montevideo, la Avenida 18 de Julio, ocasión en la que nos brindó una detallada radiografía sobre la coyuntura de su país, inmerso en un complejo entramado regional y mundial.

Nora, con sus avances, retrocesos, aciertos y errores, ¿cuál es su balance sobre estos trece años de gobiernos del Frente Amplio?

En principio tendríamos que analizar esto como ciclos, es decir, cuando llega el FA al gobierno en 2005, ya que los frenteamplistas tenemos muy claro que tenemos el gobierno pero no el poder. Fue la culminación de un proceso muy complejo, ya que sufrimos una dictadura muy cruel, amparada por la doctrina de seguridad del Estado y todos sus organismos represivos, pero a pesar de eso el FA había logrado resistir todo ese período. Posteriormente logró llegar al gobierno con una estrategia planteada desde los inicios de su fundación, en 1971, y desde allí aplicar políticas al decir de Paulo Freire, de “construir un mundo menos feo”. En eso nos acercamos a otros procesos similares en la región, pero con distintas metodologías de acción, algo que nos permitió pensar en la construcción de la Patria Grande.

Sin embargo, surgió un problema en el propio FA: nos quedamos sin estrategia porque la estrategia era gobernar. En el primer gobierno del FA, entre 2005 y 2010, hubo cambios positivos en beneficio de los sectores populares, aunque con resistencia del aparato del Estado y de los minoritarios partidos Nacional y Colorado. Hubo avances concretos en el tercer nivel del gobierno, es decir, se democratizó aún más a la sociedad uruguaya y, como planteamos algunos sectores del FA, nos aproximarnos a la construcción del poder popular.

¿Te refieres a la Participación Ciudadana?

Exacto, la Participación Ciudadana. No solo de los sectores organizados, ya sea sindicales, estudiantiles, etc, sino los vecinos y las vecinas de a pie.

Es decir, pasar de la democracia representativa a la democracia participativa.

Exactamente. Pero tengamos en cuenta que el FA es un gobierno progresista que no se ha definido como de izquierda. Es un frente compuesto por demócrata cristianos, marxistas de diversas orientaciones y compañeros provenientes de partidos tradicionales. Sin embargo, muchos sectores del FA consideramos fundamental lograr construir los gérmenes del poder popular, para poder consolidar las transformaciones sociales.

A su vez, tenemos una notoria diferenciación entre los militantes frenteamplistas de base y los compañeros que se reúnen en determinadas ocasiones en ámbitos de dirección. Digamos que existe un divorcio o separación entre la militancia y la dirección del Frente Amplio, una distancia que se ha agudizado en estos años y esto es un problema.

También hay que tener en cuenta que si bien la derecha perdió las elecciones sigue existiendo y operando políticamente, y que producto de la dictadura que sufrimos y de la flagrante violación de los derechos humanos y posterior impunidad generó, existen problemas muy complejos en la sociedad que hay que revertir. Por otra parte, Uruguay es un país muy conservador demográficamente, entonces aquí se es joven hasta los treinta y largos años y se saca la banderita de que somos un país similar a los europeos, entonces los jóvenes no aparecen en instancias ideológicas o político partidarias.

O sea, ¿hay poca participación en los jóvenes?

No, no es eso. Yo creo que uno de los elementos del funcionamiento del FA, y su falta de oxigenamiento, es que los militantes que estamos en su estructura somos fundamentalmente las personas de mi generación, después vienen los cincuentones, pero no se les da mucha importancia, y después la sub treinta como digo yo. Y hay compañeros de mi generación, que si bien han tenido una destacada lucha revolucionaria, tienen contradicciones mentales muy fuertes, haciendo planteamientos endebles como por ejemplo diciendo que los jóvenes se pueden equivocar, y nosotros pertenecemos a una generación que aportó algunas cosas pero que también nos equivocamos, y mucho.

Hay un cierre negativo en los ámbitos de discusión para el desarrollo de la izquierda en este país, no solo por lo que decía Allende de que ser joven y no ser revolucionario es una contradicción hasta biológica, sino porque la concientización política no debe medirse por la cédula (carnet) de identidad. Pero estos problemas se retrotraen en el tiempo hasta el año 1990 en donde FA gana por primera vez la Intendencia de Montevideo, no solo la no participación, de los jóvenes sino la no efectiva participación democrática.

Y el FA fue innovador en Latinoamérica, por ejemplo los demócrata cristianos se unieron a la izquierda, caso inédito, y el FA era coalición y movimiento, y existían los comités de base del FA y los vecinos discutían sobre política y se insertaban al barrio, a las comisiones de fomento, a las fábricas, a las instituciones educativas.

Y sobre este tema que está tocando en relación a los comités de base del FA, ¿cómo los ve en la actualidad?

En la actualidad se ha perdido la riqueza política de los comités de base y de las bases del FA, ya que casi todos los militantes están sectorizados, incluso en un órgano de dirección, como es la Mesa Política, en donde las bases están representadas, lamentablemente ocurre lo mismo. Los jóvenes generalmente no pisan un comité de base.

No por culpa de los jóvenes...

No por culpa de los jóvenes. Y esta concepción tan reaccionaria, no solo de la derecha sino de algunos compañeros frenteamplistas que dicen que los jóvenes no están para nada. Esto es totalmente falso, aquí mismo en esta Plaza Libertad todos los 20 de mayo se concentra la movilización en recordación de los compañeros detenidos-desaparecidos durante la dictadura, y es impresionante la cantidad de jóvenes que participan, al igual que en manifestaciones culturales como el carnaval, el fenómeno de la murga joven por ejemplo con una producción intelectual magnífica.

Y esta la generación de los millenium que al inicio del siglo XXI se sintieron adultos, pero en estas sociedades con el avance tecnológico brutal del capitalismo, si querés llamale Revolución Industrial 4.0, y donde se crearon aparatitos como este (señala el celular), y en donde los individuos al utilizar el celular con múltiples pantallas, se sienten tan conectadas a la realidad, pero a la vez están tan solos, tan aislados.

En función de todo el análisis que vienes realizando, ¿qué papel juegan los grandes medios de comunicación en Uruguay?

En el siglo XX, y en el XXI esto se ha agudizado, los grandes medios de comunicación de este país están concentrados en manos de tres o cuatro familias ligadas al sector agropecuario y al sector financiero. Ellos abarcan los canales libres de televisión, las radios, la prensa, algún semanario en particular, es decir, los grandes medios de comunicación operan en función del desarrollo actual del capitalismo. Ya sabemos lo que pasa en Brasil con O Globo, por ejemplo.

La derecha utiliza a los grandes medios de comunicación para el mantenimiento del control de la conciencia de los ciudadanos. Acá nadie está vacunado, algunos ingenuamente piensan que Uruguay tiene otra matriz, que está rodeado de Argentina y Brasil, que tienen gobiernos neoliberales, sin embargo nosotros mantenemos un gobierno progresista.

Hay algunos intelectuales argentinos que manejan un elemento que yo también priorizo que es que resulta extraño que países que tuvieran actitudes progresistas, el caso argentino…

¿Con Néstor y Cristina Kirchner?

Si, que esa ciudadanía vote a lo peor de la expresión neoliberal, a Macri, un mega empresario acusado de innumerables hechos delictivos y de corrupción. Y una buena parte de la clase trabajadora lo votó. Y lo que ocurrió en Brasil con todo el proceso contra Dilma, que desembocó en el impeachment a pesar de que el PT sacó a cuarenta y cuatro millones de brasileños de la pobreza, no hubo manifestaciones tumultuosas para defender a su gobierno. Y parece muy raro que habiendo varios gobiernos en la región progresistas, marxistas, de izquierda, hayan caído y se haya reimplantado el neoliberalismo.

Recordemos que a inicios del Siglo XXI había un marcado viraje hacia la izquierda de América Latina, donde se pretendía una unidad regional con la exclusión de EEUU, pero a partir de la muerte de Chávez hubo un reflujo en todo el proceso de integración regional, junto a una preocupante derechización de nuestro continente, en ese contexto, ¿cree que hay un reacomodamiento del Imperialismo de cara a lo que ellos llaman su “patio trasero”?

Para mí todo esto no se relaciona con la pérdida de Chávez. Para ponerte un ejemplo, en los ‘90 en nuestro continente se aplican las políticas económicas y sociales neoliberales, muchas de ellas ya aplicadas desde antes en las distintas dictaduras de la región, incluso cuando aquí asumió en el 2005 al gobierno el FA, nosotros tomamos énfasis en las políticas económicas y sociales y en redistribuir la riqueza en beneficio de los sectores más vulnerables de la sociedad, el neoliberalismo siguió trabajando en micro políticas neoliberales y en las subjetividades de los ciudadanos. Y la derecha ha utilizado los medios de comunicación para defender sus intereses y también nos han disputado el terreno de la cultura. Uruguay se ha caracterizado por tener un movimiento cultural muy activo, contestatario, productor de ideas y en lo ideológico influía fuertemente. Si bien no hemos perdido el campo cultural ya no tenemos el peso como izquierda que teníamos otrora. Y estos son elementos que contribuyen a la legitimación de figuras como Macri, o Durán Barba, que es un asesor que construye las imágenes de estas figuras políticas posmodernas.

Aquí probablemente ocurra lo mismo con una posible tercera candidata en el Partido Nacional. Ellos se apropian de conceptos como el de cambio y lo vacían de contenido, hacen lo que les da la gana porque el poder se los autoriza. No son como nosotros que cuando hablamos de cambios nos referimos a los cambios desde abajo y hacia la izquierda.

¿Qué opinión te merecen sobre los hechos ocurridos en 2017 en relación a la embestida mediática contra la Revolución Bolivariana y la omisión de esos propios medios sobre el fraude electoral que sufrió la izquierda en Honduras?

La derecha trabaja en distintos planos y en distintos frentes, y tiene lo que le otorga el poder global, es decir los poderes fácticos, financieros, las transnacionales, las patentes, etc. La derecha inventó en EEUU los observadores internacionales para demostrarle al mundo cuan cristalinos eran sus procedimientos democráticos.

Lo que ocurrió en Venezuela, el intento de imponer una masacre en contra del pueblo, orquestado por la derecha, fue brutal. Y por estos lados del sur hubo muchos compañeros frenteamplistas, muchos intelectuales frenteamplistas que se confundieron, que incluso le hicieron peticiones al gobierno venezolano con un sentido crítico hacia el mismo. Es que muchos de ellos se comieron la pastilla de los informativos de televisión, de las audiciones radiales, de los medios de prensa, de las llamadas redes sociales. Es que el poder Imperial en la actualidad tiene incidencia y poder en prácticamente todos los puntos del planeta.

Y en Honduras luego del escándalo que sufrió Zelaya, el llamado golpe blando, la izquierda en aquel país se reagrupó con diversos grupos políticos y ganó las elecciones, sin embargo hubo un flagrante fraude electoral que permitió el acceso al gobierno de la derecha. Pero es necesario que ese pueblo se mantenga organizado y en pie de lucha.

¿Cómo visualiza el fenómeno Trump?

Este individuo, que la izquierda muchas veces de forma errónea lo tilda de ignorante y con desequilibrios psiquiátricos, que puede ser que los tenga, fue apoyado por trabajadores fabriles blancos, que tiene un discurso funcional al desarrollo actual del capitalismo, un discurso xenófobo, si hubiera un premio Nobel del fascismo Trump lo ganaría, y este fenómeno tiene trascendencia por lo que significa Estados Unidos geopolíticamente, por el fenómeno del Imperialismo como sistema, pero por más que digamos el Imperialismo, en este planeta hay otros focos Imperiales.

¿A cuáles otros focos Imperiales se refiere?

Bueno, los ingleses, Tacher mediante, y los gobernantes que la sucedieron conservan sus elementos imperiales. Incluso la población trabajadora inglesa se ofende cuando no se le reconoce su estatus imperial.

Recientemente leía un artículo de Bernie Sanders, el pre candidato demócrata estadounidense que hasta de socialismo hablaba, y planteaba de la necesidad de hacer una rebelión internacional. En principio este enunciado parecía maravilloso. Pero más adelante Sanders hablaba de la necesidad de instaurar en el mundo las ideas de la socialdemocracia y de Keynes entre otros. Esto es totalmente desacertado. Hoy por hoy la salida a la crisis no puede darse a través de la socialdemocracia como sí ocurrió luego de la finalización de la Segunda Guerra Mundial. Si bien en la actualidad la socialdemocracia podría afectar en cierta forma los intereses del neoliberalismo y del capitalismo mundial, a la izquierda no le permitiría avanzar.

¿Cuál sería la salida política entonces?

Creo que es necesario que en Uruguay se construya un movimiento popular comprometido, con independencia de los partidos políticos y del gobierno, y donde se logren buscar formas de concientización de los trabajadores ocupados y desocupados, y en donde los frenteamplistas militen de forma territorial, y se construyan espacios en donde se articulen la democracia representativa con la democracia participativa y en donde la gente pueda decidir.

Yendo a un aspecto más concreto, ¿qué elementos más positivos resalta en los trece años de gestión de gobierno del FA y qué variables considerás que forman parte del debe?

En primer lugar se han disminuido notoriamente los niveles de pobreza y de indigencia. Pero paradójicamente, a estos sectores históricamente marginados se los ha incluido, pero con reglas que no pertenecen a sus formas y modos de vidas. Es decir por un lado se apuesta a que la gente más vulnerable coma todo las días y tenga salud a través de la Reforma de la Salud, cosa que me parece muy bien, pero por otro no eliminamos la picadora de carne que sigue excluyendo a importantes sectores de la sociedad.

En materia educativa se ha aumentado considerablemente la población que puede acceder a estudiar, aunque debemos de mejorar los niveles de calidad de los planes educativos. En materia de salud, como te comentaba, la Salud Pública en la actualidad te diría que está en mejores condiciones que el régimen mutual que se utiliza aquí en paralelo.

En un país con aproximadamente tres millones trescientos mil habitantes, un millón doscientos mil se atienden en salud pública y el resto se divide en el sistema mutual que es prepago y por otro lado la llamada medicina personalizada similar a los seguros de salud norteamericanos.

Hemos tenido vaivenes en materia internacional. Si bien hemos apostados a instrumentos regionales como la UNASUR por ejemplo, mantenemos un MERCOSUR totalmente mercantilizado. El gobierno se ha despegado en algunos aspectos del programa del FA. Muchos compañeros frenteamplistas sostenemos que el FA se ha quedado sin estrategia, entonces que lo sostiene?, lo sostiene un programa. Pero un programa negociado entre todos los sectores, como son las leyes en cualquier país con un sistema de democracia representativa.

Y los partidos tradicionales de este país, el Colorado y el Nacional, barren desde lo más hacia la derecha que se puedan permitir hacia lo más hacia el centro.

Y esta forma de negociar nuestro programa permite conservar la unidad del FA, cosa fundamental para los frenteamplistas. Pero hay sectores sociales que están con bronca (rabia) con el FA

¿Por qué están con bronca con el FA?

Creo que hay un sector que por falta de trabajo político pensaba que en el 2005 ya acá se instalaba el socialismo, y por lo tanto esa gente está muy enojada con el FA. Pero otra parte de la sociedad, si bien está enojada con el FA, en el momento de las elecciones si aparece un candidato fuerte de la derecha sigue apostando por el FA.

También hay muchos jóvenes, que salen a las manifestaciones contra la impunidad y por los DDHH, son los primeros universitarios de sus familias por las políticas educativas inclusivas del FA, a través de diversos mecanismos como por ejemplo el sistema de becas.

Y contradictoriamente parte de estos jóvenes universitarios pretenden emigrar al exterior porque aquí no encuentran espacios de participación. Nos hemos quedado en lo que yo llamo la cuneta del no se puede, no se puede participar.

Pero si los militantes de base, de abajo, hacen cosas que nunca se escuchan, y luego tienen que darles explicaciones a los vecinos por los errores del gobierno, dando la cara, se desgastan y se enojan con el FA. Es que la derecha ha seguido trabajando en la construcción de las subjetividades de los individuos.

Como decía Gramsci: los cambios culturales son o no son...

Efectivamente. Son o no son. Pero hay elementos interesantes a analizar que se producen a nivel nacional. Hay grupos de personas que se juntan porque hacen artesanías, o porque cantan, o bailan, o trabajar en materia de derechos humanos en relación a niños y adolescentes, pero son movimientos pequeños aislados uno del otro. Entonces surgió la idea a través de un programa radial que se llama Audición Sonora, una audición musical, cultural; y empezaron con la iniciativa de tejer a mano, es decir, ir juntando estos movimientos, y organizaron cuatro actividades el año pasado, la última fue el 4 de diciembre el día de los derechos humanos. Si trabajamos con estos sectores de cara a las elecciones del 2019, sectores que abarcan incluso las capas medias, habilitando la participación real de la gente, vamos por buen camino, pero si nos dedicamos al marketing político, a la camiseta, al gorro, a la propaganda televisiva, no vamos bien.

Bonaventura de Souza Santos planteaba, al igual que Revellatto planteaba aquí la falsa contradicción existente entre democracia y revolución. Cuando aquí lo que se trata es de democratizar la revolución y revolucionar la democracia. Eso es viable pero requiere de mucho trabajo, y ponerle atención y cuidado al trabajo de la derecha.

Benedetti en un poema exaltaba lo puro de la militancia que se reflejaba hasta en el amor, pero de repente le salían las colas de las lagartijas. Uno debe ir humanizándose permanentemente. Priorizando a los colectivos, colectivos críticos.

Algo que valoro de la cultura gallega es la coherencia, entre lo que se dice y lo que se hace, algo tan raro en estos tiempos, donde se fractura lo que se dice de lo que se piensa y lo que se dice de lo que se hace. Y el otro elemento que valoro de la cultura gallega es el no te rindas. Es que el capitalismo ha mellado enormemente a los pueblos.

En estos momentos se están produciendo olas de protestas de los sectores rurales más conservadores de este país, incluso hay grupos agrarios que pretenden desestabilizar al gobierno del FA, ¿qué opina sobre este fenómeno?

Primero hay que hacer algunas precisiones. O sea, el peón rural no está en las mismas condiciones que el dueño del establecimiento o el dueño del frigorífico. Por otro lado antes se hablaba de sector primario, secundario, terciario; hoy hablamos de cadenas productivas. Por eso hablamos además de frigoríficos, sectores del comercio, entre otros. Y en la actualidad y gracias al FA los peones rurales se han organizado sindicalmente, y esto trajo como consecuencia una feroz respuesta de oposición de los patrones. Y los trabajadores rurales han denunciado que los patrones los obligan a incorporarse a esas movilizaciones que se están realizando actualmente.

Por otra parte, desde el siglo XIX en Uruguay se plantea la dicotomía entre la ciudad y el campo. Y yo creo en la contradicción más convencional, entre ricos y pobres. Hay pobres en el medio rural y en el medio urbano, y hay ricos en el medio rural vinculados al medio urbano y relacionado con el sector financiero más potente. Y hay ricos en las urbes.

Y acá hubo en la década del cincuenta del siglo XX un representante de la oligarquía rural, Benito Nardone, alias Chicotazo, que organizó varias manifestaciones en defensa de sus intereses. Algo similar ocurre hoy.

Acá las patronales del campo recibieron beneficios, incluso bajo gobiernos frenteamplistas con el aumento del precio de la hectárea. Otro elemento a tener en cuenta es que los productores arroceros además de pagarle al Estado los impuestos deben pagarle a un particular. Este sector productivo tiene sus problemáticas.

Hay marcadamente intereses de los sectores agro industriales financieros que aprovechan esta coyuntura, no solo para aumentar privilegios, que ya son muchos, sino para plantear que las políticas sociales que lleva adelante el gobierno a través del Ministerio de Desarrollo Social deben quitarse, porque consideran inaceptable que haya desocupados de más de treinta y cinco años, cuando en realidad ellos son responsables directos como clase de las pobrezas existentes en una porción importante de la sociedad, no solo la material sino también la cultural.

También existe el grupo de los llamados colonos, es decir personas que reciben tierras a través de pagos del Instituto Nacional de Colonización (INC), son gente trabajadora con su familia afincada en la zona rural. Pero también hubo ciertos errores allí de algunos sujetos del Partido Nacional que se beneficiaron con la política del INC.

Ahora el 23 de este mes este grupo rural movilizado tendrá una Asamblea en el departamento de Durazno, veremos que deciden allí.

¿Cómo cree que será el desenlace de este conflicto?

Yo creo que el gobierno y la fuerza política FA, deben tender instancias permanentes de diálogo en todos los ámbitos, con los trabajadores rurales, con los productores, que habrá que escucharlos y atender sus demandas (ellos no son el enemigo), pero ser consciente de que también están los sectores oligárquicos, el enemigo, y habrá que enfrentarlo con mucha serenidad y firmeza.

Para finalizar, de cara a las elecciones presidenciales de octubre de 2019, ¿visualiza algún candidato o candidata presidenciable? ¿Qué perspectivas le ve al FA para que gane por cuarta vez consecutiva el gobierno?

Nosotros como FA debemos trabajar para la organización del movimiento popular, por abajo y hacia la izquierda, un trabajo amplio de edades y de sectores, y de gente no sectorizada, dirigirnos a los enojados con el FA que te nombraba anteriormente. Pero si no realizamos este tipo de acciones corremos el riesgo de que la derecha gane. Pero el otro riesgo es que el FA gane pero sin haber construido una estrategia y sin haber tejido una articulación desde la base con el movimiento popular, esto sería muy frustrante para la gente.

En este país donde es casi un honor tener más de sesenta años, son muy difíciles las innovaciones políticas.

Sería bueno que apareciera una figura femenina, pero este país aún sigue siendo muy machista, por más que ha habido cambios para enfrentar la hegemonía patriarcal. Aunque no creo que esto ocurra, por más que lo desee.

Yo siempre me he opuesto a los líderes, con mezcla de caudillos y comandantes. Los comandantes están geniales para las revoluciones y tienen que contar con un componente que sepa enfrentar al enemigo en otros lados, y son fundamentalmente comandantes en lo ideológico. Pero aquí esos líderes omnipotentes y omnipresentes que suscitan una adhesión de compañeros y compañeras, y esto es nocivo porque el propio líder se va desgastando.

Yo creo en los colectivos, y que ese colectivo elija una persona que siga sus postulados. Pero es muy difícil de lograr, tal vez nuestros hijos o nietos algún día lo vean y disfruten de un mundo mejor del que tenemos.

Muchísimas gracias Nora por concedernos esta entrevista, fue un verdadero placer.

Gracias a ustedes, y saludos a todos los que están ayudando a armar este carrito tan diverso que es el de lograr un mundo mejor.

Martes 30 de Enero de 2018