Las visiones sobre la Revolución Rusa y sus efectos hacia el futuro




Revista Internacional

Correo del Alba


Durante una conferencia magistral en el Banco Central de Bolivia (BCB), el vicepresidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Álvaro García Linera, aseguró que “recordar la Revolución Rusa” es “alumbrar el futuro”.

"Recordar la revolución es alumbrar el futuro, no es un hecho de melancolía, no es un hecho de exquisitez histórica, es un hecho de cómo imagino el mundo, para sacar la lección de Rusia y para no repetir los errores de Rusia", expresó García Linera este jueves en el BCB.

En el marco de los debates por los 100 años de la Revolución de Octubre, el vicepresidente señaló que “el mundo necesita revoluciones como las de febrero y octubre de 1917 en la Rusia zarista”.

“Es la natural movilidad de la política, es la democracia de la asamblea, de la calle, de la deliberación”, apuntó García Linera, y añadió: “Es la democracia en la que los que no somos especialistas en nada nos convertimos en especialistas de todo".

"La transformación sólo es posible si la política se generaliza y la democracia se convierte en un movimiento histórico para repartir el poder”.

El número dos del Estado boliviano hizo esta aseveraciones ante un concurrido auditorio, disertación en la que también participó el secretario general del partido Podemos de España, Pablo Iglesias, quien remarcó durante su intervención que “la Revolución Rusa enseñó la importancia de la política para cambiar las cosas”.

"La transformación sólo es posible si la política se generaliza y la democracia se convierte en un movimiento histórico para repartir el poder”, dijo Iglesias en otro párrafo de su alocución.

Asimismo, el político español agregó que “la democracia no solamente puede ser un procedimiento de selección entre élites. La democracia debe ser un procedimiento de expropiación y de socialización del poder”.

“Una de las grandes lecciones de la Revolución de Octubre es que la lucha es contra todo lo establecido".

“La democracia es hacer que el poder que está en unas cuantas manos se convierta en el poder de los que están en las masas, para que el poder esté en manos del pueblo. Eso significa las revoluciones”, completó Iglesias. 

Por último, el líder de Podemos apuntó que las revoluciones no deben ser sólo “contra el capital“. “Una de las grandes lecciones de la Revolución de Octubre es que la lucha es contra todo lo establecido", concluyó.

Viernes 10 de Noviembre de 2017